El CUPS: código universal de punto de suministro

[També en: català] [Euskaraz ere eskuragarri] [Tamén en galego]

El código universal del punto de suministro (CUPS) es el código que identifica los puntos de suministro. Si cambias de vivienda o local, dejarás de tener el CUPS que tenías hasta ahora en tu factura, y en el nuevo hogar o local tendrás uno diferente.

Necesitarás el código CUPS si quieres tramitar un cambio de comercializadora. Lo podrás encontrar en cualquier factura del punto de suministro en cuestión.

Si la vivienda o local dispone de suministro de gas y la comercializadora actual comercializa luz y gas, es importante que prestes atención para evitar confusiones, ya que el suministro de gas también utiliza un código CUPS.

Si en el punto de suministro no ha habido nunca luz, puede que sea necesario realizar un trámite previo para pedirlo a la empresa distribuidora, que es la encargada de asignarlo. Si este es tu caso, te aconsejamos que consultes el artículo siguiente: Actualmente no hay luz. Cómo solicitar un nuevo punto de suministro.

Si no dispones de ninguna factura a mano donde puedas ver el CUPS y debes tramitar un cambio de comercializadora, o bien una alta de suministro en un punto donde ya ha habido luz anteriormente, también debes ponerte en contacto con la empresa distribuidora para pedírselo. 

El CUPS está compuesto por 20 o 22 caracteres, siempre comienza por “ES”, seguido de 16 números y 2 letras que funcionan de dígitos de control. 

A menudo —aunque no es obligatorio—, el CUPS acaba con dos dígitos más: uno numérico (0,1,2…) y otro alfabético (F, P, C, X…) que identifican en qué punto se conecta el equipo de medida para hacer los registros de uso de energía (lo que técnicamente se llama punto frontera). La terminación más habitual es con “0F”, y también, aunque menos, con “1P”.

Si quieres saber un poco más, en este enlace a Wikipedia se explican más detalles.

Necesitas más ayuda? Contacta Contacta